Skip to content

Archive

Category: Aragó, Catalunya, País Valencià

Source: Declaració de l’Institut d’Estudis Catalans davant la retirada per part del Govern d’Aragó d’alguns llibres de text que empren el terme Corona catalanoaragonesa

La Colla de Charradors “O Corrinche” vos proposa partizipar n’o seminario:

Dirichito per Chusé Raúl Usón

Que se ferá n’o Centro Aragonés de Barcelona
lo sabado 10 de febrero de 2018


INSCRIPZIONS

Lo preu d’a inscripzión ye de 15 euros.

Podez inscribir-tos-ie en linia seguindo los pasos indicatos en iste enlaze:inscripzions

Y tamién podez fer-lo directament n’a Secretaría d’o CAB.

Si tenez bella cuestión podez escribir a iste correu-e: aragonesgue@centroaragones.org

logos

Source: Aragó fa eliminar d’un segon llibre de text el concepte ”corona catalano-aragonesa”

Source: Las obras de la N-232 en Monroyo terminarán en marzo tras 25 años de retraso – La Comarca

El Departament de Cultura convoca les proves anuals per acreditar el coneixement de català dels cinc nivells a 18 localitats

La Direcció General de Política Lingüística del Departament de Cultura obre, el proper 29 de gener, la inscripció a les proves per obtenir els certificats de llengua catalana del nivell bàsic (A2), nivell elemental (B1), nivell intermedi (B2), nivell de suficiència (C1) i nivell superior (C2). Els certificats acrediten cinc nivells de competència lingüística en català,  d’acord amb Marc europeu comú de referència per a les llengües (MECR) del Consell d’Europa.

La inscripció a l’actual convocatòria es pot formalitzar telemàticament per mitjà de l’apartat Tràmits del web de la Generalitat de Catalunya o bé, presencialment, a les oficines de la Direcció General de Política Lingüística a Barcelona, Girona, Lleida, Tarragona i Tortosa. El termini es tancarà el 14 de febrer.

Els exàmens es duran a terme a 18 localitats. A Catalunya, es faran a Barcelona, Figueres, Girona, Granollers, Igualada, Lleida, Manresa, Mataró, Reus, Sabadell, Tarragona, Terrassa, Tortosa, Vic, Vilafranca del Penedès i Vilanova i la Geltrú. També s’administraran proves a Fraga i a Perpinyà. Les proves començaran el 5 de maig amb els exàmens per obtenir el certificat B2 i es duran a terme al llarg dels mesos de maig i juny. El calendari de proves i les localitats d’examen es poden consultar al portal Llengua Catalana.

Les proves estan obertes a qualsevol persona de mes de 16 anys i no cal tenir cap titulació acadèmica prèvia. Els resultats es publicaran el 6 de setembre.

Les proves per a l’obtenció de certificats oficials de català s’inscriuen en les polítiques del Govern de Catalunya per estendre l’ús del català i encaixen amb l’oferta de formació del Consorci per a la Normalització Lingüística i el curs en línia Parla.cat. Els cursos organitzats pel Consorci permeten obtenir títols equivalents als certificats que s’obtenen en les proves de Política Lingüística.

Adaptació a la nova gramàtica

La convocatòria de 2018 és la segona des de la publicació de la Gramàtica de la llengua catalana de l’Institut d’Estudis Catalans. Atès el període de transitorietat de 4 anys per aplicar la norma, en la correcció dels textos de l’àrea d’expressió escrita es consideraran adequades tant les solucions anteriors com les actuals. En les àrees de gramàtica o ús de la llengua, no es demanaran aspectes que hagin sofert un canvi de validesa normativa.

 

Direcció General de Política Lingüística. Departament de Cultura. Carrer del Portal de Santa Madrona, 6-8| 08001 Barcelona | 935 671 000. dgpl.cultura@gencat.cat | llengua.gencat.cat

 

 

Source: Aragón y Cataluña, mucho más que hermanos | Cultura | EL PAÍS

La Diputación de Zaragoza organiza una exposición y la publicación de un libro que repasa los vínculos entre ambas tierras desde el siglo XVIII

Unos trabajadores cargan un barco de carbón en el río Ebro en los alrededores de Mequinenza a principios del siglo XX.
Unos trabajadores cargan un barco de carbón en el río Ebro en los alrededores de Mequinenza a principios del siglo XX.

“Dicen que hay tierras al Este / donde se trabaja y pagan. / Hacia el Oeste el Moncayo / como un Dios que ya no ampara”. Aragón es una canción protesta de José Antonio Labordeta sobre el vacío humano que dejaba la emigración masiva en su tierra. Apareció en 1973 en el primer disco de Labordeta, Cantar i callar, que publicó la discográfica de Barcelona Edigsa. Dicen que hay tierras al Este es también el título de una exposición que la Diputación de Zaragoza ha organizado en el Palacio de Sastago. La Diputación ha publicado también Tejidos de vecindad, un exhaustivo documento de 600 páginas elaborado por 23 académicos que retrata la relación entre Aragón y Cataluña desde el siglo XVIII. El compendio demuestra que la independencia de Cataluña supondría una fractura traumática para ambas partes.

Tejidos de vecindad parte de una voluntad académica. El mejor ejemplo son los capítulos dedicados a la influencia del nacionalismo catalán en la evolución del aragonesismo y también el excelente análisis de Javier Giralt, profesor de la Universidad de Zaragoza sobre el uso ayer y hoy del catalán en Aragón: “Durante prácticamente toda la época medieval, en la Corona de Aragón fueron el aragonés y el catalán las lenguas que, junto al latín, se emplearon en los escritos cancillerescos y en los actos administrativos […] La scripta catalana, que llegará a su punto más álgido en los siglos XIV y XV, se irá forjando a partir de su papel prestigioso en la Corte aragonesa, ya que esta se convierte en un instrumento de unificación lingüística”. Alberto Sabio, coordinador de la obra, propone que el libro sirva para combatir los estereotipos que buscan “nacionalizar el pasado de un territorio” con voluntad “independentista o recentralizadora”.

Medio millón en un siglo

Es abrumadora la cantidad de nexos económicos, sociales y culturales que retrata Tejidos de vecindad. Barcelona es la segunda ciudad con más aragoneses, tras Zaragoza: entre 1880 y 1980, más de medio millón emigraron a Cataluña.“Cataluña vende bienes y servicios en Aragón por valor de 11.560 millones de euros (datos de 2013). Es el doble que a Alemania y más que toda Francia”. Los porcentajes de la balanza comercial por sectores evidencian todavía más la dependencia bilateral: a finales del siglo XX, entre el 61% y el 69% de la exportación agroalimentaria aragonesa se vendía en Cataluña, además del 49% de la producción metalúrgica, el 51% de la maquinaria y el 56% del material de transporte. De las importaciones aragonesas, el 63% de los alimentos y el 56% del material de transporte procedían de Cataluña.

En Tejidos de vecindad se radiografía esta interdependencia económica desde las raíces de la industria textil en la Edad Media al comercio fluvial a través del Ebro. Sin victimismo ni acritud se detallan los agravios comparativos que en Aragón, en diferentes momentos, han unido a los diferentes partidos y fuerzas sociales: los reiterados intentos de trasvase del Ebro, la liberalización puntual de importaciones extranjeras en los siglos XVIII y XIX que hundieron su producción agropecuaria y textil, la negativa del Principado de Cataluña y del Reino de Valencia a ceder un puerto marítimo a Aragón o el trauma en el territorio que supuso la construcción de embalses y presas para una generación hidroeléctrica sobre todo destinada a Cataluña.

Una imagen de la exposición 'Dicen que hay tierras al este', en Zaragoza.
Una imagen de la exposición ‘Dicen que hay tierras al este’, en Zaragoza. Javier Romeo Frances

Aragón, como Cataluña, fue austracista en la Guerra de Sucesión. Ambas salieron derrotadas en su defensa del foralismo frente al modelo centralista y absolutista. El exministro socialista Ernest Lluch es citado por Eliseo Serrano, decano de la facultad de Filosofía y Letras de la Universidad de Zaragoza,como admirador del foralismo austracista de Juan Amor de Soria, aragonés exiliado en Viena y que dejó escritas reflexiones para la descentralización del Estado. Cataluña y Aragón tuvieron suerte distinta en la unificación de España llevada a cabo por los Borbones. Cataluña fue especialmente beneficiada con la abolición de aranceles internos y la creación de un mercado unificado español, además de la liberalización del comercio marítimo con América.

Los fastos del tricentenario del final de la Guerra de Sucesión organizados en 2014 por la Generalitat plantearon el conflicto como una suerte de batalla por la independencia de Cataluña, de una sociedad más democrática frente a la brutal España de Felipe V. La propaganda de 2014 dejó sin destacar otros efectos colaterales del triunfo de los Borbones: “Las cifras de exportación a América registradas desde Tortosa durante los años del comercio libre dejaron al descubierto la escasa reacción de la economía aragonesa hacia los estímulos del mercado colonial. Sin embargo, este mercado extrapeninsular resultó fundamental para la industria algodonera catalana y para otros productos como aguardiente, frutos secos, pasas o jabón, lo que hubiese sido ciertamente difícil si los Gobiernos de Felipe V no se hubiesen empeñado “en reforzar el nexo Cataluña-Cádiz-América”, escribe Alberto Sabio. “La situación económica de Aragón en la centuria de 1700 no fue comparable con la etapa de expansión económica y conquista del mercado interior de España que vivió Cataluña durante dicho periodo”, apunta José Ignacio Gómez Zorraquino en el capítulo dedicado a las frustradas negociaciones aragonesas para conseguir una salida al mar.

“El proteccionismo [del siglo XIX] fue consecuencia sobre todo del incremento de derechos aduaneros”, explica Sabio: “A partir de esta fecha, el mayor protagonismo lo adquirió la protección monetaria. Fue el consumidor de a pie, que pagaba un precio muy caro por alimentos y vestimenta, quien cargó con el coste económico de la protección. Pero la oligarquía catalana se sintió cómoda en la «vía nacionalista» del capitalismo español durante el primer tercio del siglo XX, propiciada por trigueros castellanos, textiles catalanes y siderúrgicos vascos, promotores principales del proteccionismo arancelario, del intervencionismo estatal y del corporativismo”. Una de las tesis más significativas del historiador francés Pierre Vilar fue precisamente que la consolidación de Cataluña como “la fábrica de España” –alimentada con mano de obra y materia prima aragonesa, entre otros– permitió “una acumulación de un capital industrial que es el «único factor decisivo en el nacimiento de una sociedad nueva en Cataluña y de un desarrollo desigual en el seno de la Península»”, como recuerda Josep Fontana en el libro La formació d’una identitat.

Barcelona, capital del aragonesismo

Probablemente los apartados más llamativos de Tejidos de vecindad son los dedicados a la influencia que el catalanismo ha tenido en la formación del aragonesismo, desde la Lliga Regionalista de Prat de la Riba hasta la negociación del estatuto de Autonomía de 1982. Barcelona fue la capital del aragonesismo más contundente y donde nacieron movimientos tan importantes como la Unión Regional Aragonesista y la Juventud Aragonesista. Destaca una figura como Gaspar Torrente, que llegó incluso a participar junto a las juventudes aragonesistas Los Almogávares en la sublevación contra la intervención del Ejército tras la fallida proclamación de la república catalana de 1934. Torrente y Julio Calvo Alfaro también fueron los nombres destacados de la iniciativa, a principios del siglo XX, para constituir una Mancomunidad entre las diputaciones aragonesas a imagen y semejanza de la Mancomunidad de Cataluña. El historiador Antonio Peiró aporta otros detalles curiosos de este efecto espejo, como la iniciativa en 1935 de la revista Renacimento Aragonés de copiar los homenajes a Rafael de Casanovas para el 11 de septiembre pero con el propio héroe nacional aragonés, Juan V de Lanuza. Carlos Serrano, de la Asociación Cultural Rolde, recuerda que en 1972 hubo incluso un intento de emular la Asamblea de Cataluña que no prosperó hasta que en 1975 se constituyó la Junta Democrática de Aragón. Serrano destaca que el nacionalcatolicismo español hizo suyos “elementos simbólicos” de Aragón para crear “un bastión frente al separatismo representado por Cataluña”. El escritor Eduardo Mendoza opina precisamente en su libro Qué está pasando en Cataluña que uno de los triunfos póstumos del franquismo es la interpretación estereotípica de los pueblos de España: “Lo que perdura es una concepción de la realidad política impuesta por el franquismo y de la que la sociedad española, incluida la catalana, no se ha sabido desprender”.

Tejidos de vecindad ahonda en el análisis del movimiento de personalidades entre Aragón y Cataluña. La lista es interminable, comenzando por las decenas de intérpretes de música sacra que desde el siglo XV transitaron entre iglesias de la Corona de Aragón, músicos contemporáneos, artistas, escritores y también políticos. El trabajo hace hincapié en numerosos personajes aragoneses clave en la historia contemporánea de Cataluña, como la estirpe Blecua de académicos de la lengua, los políticos Alfonso Carlos Comín y Gregorio López Raimundo, el escritor Jesús Moncada o el precursor del cine Segundo de Chomón.

José Antonio Labordeta cantó en el paraninfo de la Universidad de Barcelona el día que Salvador Puig Antich fue ejecutado, en 1974. Labordeta publicó un año antes su primer disco, Cantar i Callar. Laefeméride, tal y como la relata Matías Uribe en Tejidos de vecindad, es un buen ejemplo del encuentro y los desencuentros entre Aragón y Cataluña. Edigsa, la editora del disco, se caracterizó durante su existencia como discográfica de artistas en catalán. Labordeta detallaba en sus memorias Con la voz a cuestas que el consejo editorial de Edigsa se oponía a la propuesta de publicar sus canciones porque eran en castellano. La solución fue darle al disco un título en catalán –Cantar i callar, aunque solo tuvieron que cambiaron la la y griega por la i latina– y añadir en el interior un texto en catalán de Ovidi Montllor. Aquellas diferencias no rompían la relación porque los vínculos eran mucho mayores, unos vínculos que hoy se difuminan entre tanta propaganda.

Briz ampara en su pregunta “en el reconocimiento y protección de la lengua aragonesa”

 EFE 01/01/2018 / 13:24

ZARAGOZA.- ha propuesto en el Senado, a través de una pregunta al Gobierno formulada por el senador de Compromís Carles Mulet, que el Archivo de la Corona de Aragón incorpore el aragonés en su nueva web multilingüe.

En un comunicado, el vicesecretario General de Relaciones Institucionales y Políticas de CHA, Gregorio Briz, asegura que el Archivo de la Corona de Aragón ha estrenado recientemente una nueva web en castellano, catalán, inglés, portugués, italiano y francés.

El responsable político se ampara en su pregunta en el reconocimiento y protección de la lengua aragonesa que se establece en la Ley de Patrimonio Cultural de Aragón y en el Estatuto de Autonomía de la Comunidad.

En concreto, Briz pregunta al Gobierno si tiene previsto llevar a cabo las “actuaciones necesarias” para incluir una traducción al aragonés en la web multilingüe del Archivo de la Corona de Aragón.

Además, reclama al Ejecutivo que precise si prevé ponerse en contacto con el Gobierno aragonés para realizar dicha traducción, “dado que cuenta con una Dirección General de Política Lingüística que puede asesorarle”.

Source: CHA pide que la web del Archivo de la Corona de Aragón incorpore el aragonés

Source: Aragó envia a pobles ebrencs un llibre que critica la lluita per un cabal digne | Diari de Tarragona

Source: Indignació amb el govern de l’Aragó per un llibre que ha regalat als ajuntaments pròxims a la Franja | VilaWeb

Source: La Generalitat presenta dos recursos al Suprem per a recuperar els béns de Sixena | VilaWeb

Javier Lambán fa el discurs de Cap d’Any al monestir d’Osca com a símbol d'”autoestima” de la comunitat aragonesa després de guanyar el litigi a Catalunya

Source: El president d’Aragó acomiada l’any amb les obres de Sixena

Source: Els presidents autonòmics espanyols farceixen de retrets contra Catalunya els discursos de Cap d’Any | VilaWeb

La situació política de Catalunya ha estat molt present en els discursos de Cap d’Any dels presidents autonòmics espanyols. Tanmateix, els missatges no han estat precisament en to conciliador. Javier Lambán, president de l’Aragó, ha estat un dels més durs amb Catalunya, també amb la posada en escena. El socialista es va dirigir als aragonesos des del monestir de Sixena, envoltat d’algunes de les obres que fins fa poc s’exposaven al Museu de Lleida.

Lambán va ser molt crític amb la classe política catalana per l’afer de Sixena i els va acusar d’actuar de manera irresponsable i il·legal. Sobre el procés va dir que és el problema més gran que té l’estat espanyol. ‘Segurament, per veïnatge, l’Aragó és la comunitat més afectada. Implicar-nos en la solució és una obligació, també per a defensar els nostres interessos’, va afegir.

Source: La frontissa trencada (Francesc Serés)

La frontissa trencada

A la Franja hauríem pogut construir una membrana permeable, un pont, una zona franca entre dos mons

En parlem a Saidí amb l’Albert Velasco, una de les persones que més ha treballat sobre les obres del Museu de Lleida; parlem dels arguments que hem hagut de fer servir per posicionar-nos. La complexitat del conflicte de les obres és un desdoblament de la història de les relacions entre Espanya i Catalunya durant els darrers quaranta anys. Arrenca dels primers moviments de reacció a l’estat de les autonomies, via segregació de les diòcesis de Lleida i Osca, i arriba fins a l’aplicació de l’article 155. En parlem també, tot dinant, amb en Manel Riu, professor de literatura a Tremp, a qui han denunciat per uns tuits crítics amb les càrregues de l’1-O.

Els llibres no supleixen la vida, però la vida tampoc supleix els llibres, deia Fuster. De vegades les vivències desmenteixen els grans llibres com la Constitució. Els textos poden ser reivindicats, fins i tot exhibits com a mal menor, però no poden ser eternament contradits sense que siguin revisats o sense que siguin considerats pura ficció. En Manel i la seva dona, la Mir, recorden una Saragossa hostil (direm només hostil, ja ens entenem) amb el català. Jo recordo professors arribats d’arreu d’Espanya i de l’Aragó per fer classes a la Franja que, en la seva majoria, eren absolutament refractaris a qualsevol cosa que tingués a veure amb la llengua i la cultura catalanes.

La Franja de Ponent hauria pogut ser el lloc ideal per fer una aportació a una altra Espanya possible

La Franja de Ponent hauria pogut ser el lloc ideal per assajar noves formes de convivència, l’espai per fer una aportació a una altra Espanya possible: hauríem pogut construir una membrana permeable, un pont, una zona franca entre dos mons. Això hauria volgut dir, emperò, reconèixer que n’hi havia dos, de mons: justament el que la uniformització de les autonomies negava. Això era durant els vuitanta, quan no és que no es pogués culpar l’independentisme dels malentesos, és que encara no es podia culpar ni tan sols Pujol. Durant els vuitanta, quan ni tan sols s’ha desenvolupat l’estat autonòmic, ja comença una involució preventiva, cautelar.

L’intercanvi era inevitable. Vaig estudiar belles arts i vaig conèixer professors i alumnes dels restauradors dels frescos de Sixena. Una vegada vaig dormir a Bandaliés, a prop d’Osca, on el propietari de la masia que ens acollia tenia tres talles romàniques meravelloses. Les tenia en un pessebre, en una menjadora d’animals, amb boles de càmfora i embolicades amb plàstic. No el culpeu, Osca es va despoblar com ho van fer les províncies de Saragossa i Terol, en molts llocs no hi quedava res. La realitat descrita des de les institucions, ho veiem aquests dies, no sempre casa amb la realitat.

Els llibres van per un lloc i la vida per un altre. L’Albert ha hagut de defensar públicament un llegat artístic, però també una cultura i una història que estrafan fins a falsificar-la. En Manel, professor de literatura, coneixedor i amant com pocs de la literatura i la cultura popular espanyoles, s’enfronta a un judici on en realitat el que es jutja és la ridiculesa d’un estat que ha perdut els papers.

Hem viscut tots tres la història de la degradació d’un espai geopolític que es va malbaratar abans de crear-se. Recordo els que se la van jugar, com Francisco Beltrán, alcalde de Fraga, polític aragonès de formació catalana i europea. També el conseller Bada, que se la va jugar per l’ensenyament del català a la Franja. Dos socialistes i dues bones persones a qui el seu partit, acomodatici, va deixar sols davant del PAR i el PP, disculpin la redundància. No tots els polítics són iguals, cal honorar el record de Beltrán i l’obra de Bada i, en tots dos casos, la vigència de la generositat. Ells, i altres com ells, haurien pogut representar un altre tipus de relació entre Espanya i Catalunya. Els van substituir gent com Marcelino Iglesias i Àngel Ros, gent que ha tingut poder però que no ha tingut política, gent que ha deixat un Aragó i una Lleida que són una caricatura d’allò que haurien pogut ser.

Entremig, la Franja de Ponent, la Franja d’Aragó. Entremig, la Guàrdia Civil obrint un museu de nit, anant a buscar un professor d’institut. Entremig, l’erosió sistemàtica d’una llengua i la creació d’una malfiança que durarà dècades. Entremig, el resum de quaranta anys.

Source: Les fronteres dels Països Catalans | VilaWeb

Social Widgets powered by AB-WebLog.com.

Follow

Get every new post on this blog delivered to your Inbox.

Join other followers: